EL TOREO DE… JUAN DEL ÁLAMO

Jonathan Sánchez Peix nació el 1 de octubre de 1991 en Ciudad Rodrigo (Salamanca).

Tomó la alternativa el 27 de julio de 2011 en Santander, con toros de Jandilla. El Juli fue su padrino, y Perera, el testigo.

Confirmó en Las Ventas el 8 de abrio de 2012, con toros de José Luis Pereda, de manos de «El Fundi» y en presencia de Víctor Barrio.

Las Ventas y La Glorieta de Salamanca son las dos plazas claves de su carrera, aunque también ha tenido actuaciones importantes en Valencia y Bilbao.

En Salamanca ha tenido grandes tardes, entre las que destaca el indulto a un toro de Domingo Hernández en 2016.

En Madrid abrió la Puerta Grande en 2017, con la corrida de Alcurrucén, después de llevar varias corridas cortando una oreja.
Sin embargo, esa tarde que debería haber supuesto el principio de su gran ascenso, supuso un cambio para mal, bajo mi punto de vista.
Madrid te da contratos, pero hay que aprovecharlos. Quizá, le haya podido la presión o, simplemente, entendiese que su meta era abrir la Puerta Grande de Madrid y, una vez lo consiguió, se relajó.

Antes de esa Puerta Grande era un torero que toreaba con estética y ligazón. Aunque, a veces, por ese afán de ligar los pases se quedaba al hilo del pitón, era un torero interesante al que apetecía ver.
Por momentos, hasta emulaba al «Viti» con el farol previo al pase de pecho.
Le valía un porcentaje mucho más elevado de toros que ahora.
Además, actualmente está toreando hacia fuera, sin ceñirse nada y hasta de forma mecánica.
No acaba de vaciar los muletazos, trata de empalmarlos, cayendo así en el toreo noria.
Juan del Álamo debe volver a sentir lo que hace y recuperar la frescura de sus comienzos.

Los comentarios están cerrados.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: