BALTASAR IBÁN SE LLEVA EL DUELO CON GALACHE DE LA COPA CHENEL

San Agustín de Guadalix acogió la última corrida de toros de la primera ronda de la Copa Chenel con un interesantísimo desafío entre Paco Galache y Baltasar Ibán. Desde Hernandinos llegaron los toros más espectaculares de presencia, sobre todo el berrendo que hizo quinto.

Desde el Cortijo Wellington vino la casta, aunque menos de lo que nos tiene acostumbrados la ganadería de Ibán. Entre todos ellos destacó “Rabioso”, un toro al que picó excelentemente Alberto Sandoval y que se dolió mucho en banderillas (tampoco se las pusieron nada bien, por cierto), algo de manso, pero en este caso, manso encastado. No tenía ninguna clase en su embestida, pero sí emoción. El toro echaba una miradita asesina a Marcos antes de cada embroque, pero afortunadamente siempre optó por seguir el camino de la tela. El torero estuvo muy firme, valiente, pero pecó de pasarse de faena: le sobró especialmente una serie retorcido que hizo daño a la vista. Acabó con un arrimón final y un par de manoletinas ya con la espada de matar. Cortó una oreja.

Otro Ibán interesante, aunque menos que “Rabioso”, fue “Camarito”, nombre ilustre en la divisa madrileña. Le tocó en suerte a un Ángel Téllez que lo mejor que realizó fue el quite por saltilleras.

El toro era encastado, pero le faltaba motor para repetir. Téllez le debió dejar más puesta la muleta en la cara para así poder ligar, evitando que el toro parase y tuviese que volver a arrancar. No obstante, el toro fue a menos. Volvió a levantar el vuelo de la faena ya en su epílogo, con unos pases de perfil, pero de mucho gusto, siempre vertical y encajado.

El toledano, por cierto, tuvo que aguantar los gritos de una pequeña parte de la afición que le recordaban que estaba en esta edición de la Copa Chenel poco menos que por enchufe. No es menos cierto que se dijo en un principio que ningún actuante de la primera edición podría repetir en la segunda.

El tercer Ibán fue el más soso de los tres. “Chechu” (que sustituyó al lesionado Diego Carretero) lo recibió a portagayola con solvencia, pero poquito más se puede rescatar de su actuación. Trató de abandonarse cuando pudo, pero siempre muy despegado. Hubo un derechazo lento que sí fue de nota. Estuvo francamente mal con la espada, saliéndose de la suerte y pinchando en repetidas ocasiones, lo que le costó el aviso.

En cuanto a los galaches, decepcionaron bastante. Siempre que se anuncia un encaste tan especial, tan distinto a todos los demás, es un gran aliciente, pero los patasblancas salieron sosos y sin fuerza. El primero fue un animal entipado que no transmitió apenas (lo mismo transmitió su matador: “Chechu”).

El quinto de la tarde fue un Vega-Villar cornipaso y avacado. Espectacular de lámina. Se puso andarín durante la lidia. No pasaba en la muleta, se quedaba a medio camino e, incluso, retrocedía por momentos. Y cuando se decidía a embestir lo hacía descompuesto, cambiando de pitón del derecho al izquierdo durante el propio muletazo. No fue un toro para nada habitual. Ángel Téllez se puso muy pesado y, además, se dio una vuelta al ruedo por su propia cuenta por haber sufrido una voltereta al realizar la suerte suprema.

Cerró el festejo un Galache chato y atacado de kilos. Derribó al caballo en ambos encuentros, a pesar de que le flaqueaban las fuerzas. En un muletazo de Marcos hizo el avión, pero acto seguido se rajó de forma descarada. Aun así, el torero consiguió que el toro volviese a planear en algún muletazo suelto antes de que se aculase definitivamente en tablas. Aguantó bien el presidente la petición de oreja para Marcos, más sonora que visible con los pañuelos.

Plaza de toros de San Agustín de Guadalix (un cuarto de plaza): tres toros de Baltasar Ibán con casta, pero sin clase (aplaudidos en el arrastre) y tres de Paco Galache flojos y mansos (pitados los últimos).

  • “Chechu” (de obispo y azabache): palmas y silencio tras aviso.
  • Ángel Téllez (de tabaco y oro): silencio y vuelta al ruedo por su cuenta.
  • Marcos (de azul marino y oro): oreja tras aviso y ovación tras insuficiente petición.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: